yabrembre

05 abril, 2006

Exta sí, exta no

¡Que recuerdos aquella canción de Chimo Bayo que cantábamos sin tener ni puta idea de lo que estábamos diciendo!


Pues en Inglaterra han encontrado un tío que se comió él solito tantas pastillas como toda la Ruta del Bakalao en pleno apogeo: 40.000 éxtasis en 9 años. ¿Tendrá entrada en el libro Guinnes de los Records? Empezó con 21 años tomando unas 5 a la semana para llegar a 25 al día en su momento más álgido. Vamos, que se las comía a puñados.

Consecuencias: memoria de pez, alucinaciones, depresión y un acartonamiento tal en los músculos de cuello y mandíbula que a veces no puede abrir la boca.

El tío estuvo en tratamiento, dejó las pastillas y los canutos (porque también se hinchaba a porros) pero después de una temporada se arrepintió y desapareció. Por lo visto The Guardian lo ha estado buscando sin éxito.

Vía BoingBoing. Imagen de Wikipedia.

Etiquetas: ,

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]



<< Página principal